domingo, 25 de mayo de 2014

Los libros del mes de mayo 2014 del Grupo Leo en La Tiza: "Generación Alada" de Ana Pomares


Los libros del mes del Grupo Leo
en La Tiza

Artículo visto en:
Suplemento de Educación Infantil "La Tiza" 21-05-2014
Diario Información de Alicante con el Patrocinio de la Fundación CajaMurcia y COES

Generación Alada

La autora: Ana Pomares (Alicante, 1991 - ):
Ana Pomares Martínez es Licenciada en Filología Hispánica y Máster en Literatura en la Era Digital por la Universitat de Barcelona.
Ha escrito numerosas obras por las que ha recibido un buen número de premios, entre los que destacan el "Premi Contarella" del Ayuntamiento de Alicante (2002), Premio del Concurso Literario Provincial "Grupo Leo-Editorial Aguaclara" (cinco años consecutivos del 2003 al 2007) o el primer accésit en el Concurso Nacional de Poesía "Gloria Fuertes" (2003). Además de ver varios cuentos y poemas suyos publicados en libros colectivos, en el año 2004 vió la luz su primer libro "El jardín de las mariposas", en 2006 publicó "Nube de palabras, lluvia de cuentos", en 2007, después vino la novela infantil "Los wonwings" y "Porque eres mi amiga". Sus últimas obras han sido la novela infantil "Play Destiny ¿jugamos?", una recopilación de cuentos y poemas infantiles bajo el título "Bichos sin Fronteras" y la novela "Generación Alada"
También ha visto representadas dos obras suyas en teatro: "Prohibit caçar papallones" que forma parte de la obra "Tres histories sobre la vida" y que fue representada en la Muestra Nacional de Teatro de Autores Contemporáneos (Alicante, 2003) y "El espíritu de la fiesta (Alicante, 2004)".

La ilustradora: Noelia Rodríguez Torrado (Elda, 1989 - ):
Licenciada en Bellas Artes, Máster en Investigación en Prácticas Artísticas y Visuales.
Ha trabajo en diseño editorial, como ayudante de vestuario en el largometraje “La Rosa de Nadie” y es autora del trailerbook y de las ilustraciones del libro "Generación Alada" y de "La mort de l’auteur", proyecto de cyberliteratura de Leticia Rodríguez Torrado.

Argumento:
"Así somos las personas, milimétricas motas de polvo absorbidas por el mundo. Aunque siempre hay quien está dispuesto a detenerse y luchar".
Una moda con leyes determinantes ha sido creada para la nueva generación de una pequeña ciudad, en la que todos han asumido sus condiciones sin cuestionarlas. Pero, más allá de vestir alas de colores, la moda se apropiará de los jóvenes anulando cualquier pensamiento y callado sus voces. Es entonces cuando Belinda y Jaime deciden promover una rebelión cultural que devuelva a su generación lo que nunca les debían haber arrebatado: el futuro. su amor, su fuerza y su rebeldía serán las claves de la insurrección juvenil que se desatará en la ciudad y que no se detendrá hasta conocer toda la verdad.
La autora nos presenta su novela más arriesgada en la que las nuevas tecnologías te harán sobrepasar los límites del papel. A través de los códigos QR que se esconden entre sus páginas, la autora ha realizado toda una banda sonora de grupos y autores españoles que le dan una vuelta más de tuerca a la narración, convirtiéndola en una de las primeras novelas juveniles conectadas a la red.

La Tiza de la Lectura. Leo, leo, que me animo a leer.
Un cuento:
Una nueva moda
Una moda descontrolada recorría la ciudad desde los más pequeños hasta los adultos más inconscientes. La sociedad había desembocado en la creación de mentes vacías, desconocidas de sí mismas, sin metas ni ilusiones. Todo había sido creado para una generación de personas que, por llevar alas, se creían libres. Haciéndoles creer que eran alguien entre tantos, no se percataban que estaban condenados al individualismo más extremo. Se hacían llamar la Generación Alada.
Hacía meses que diversos medios televisivos habían comenzado a introducir alas de colores en los atuendos de los presentadores y tertulianos. Dependiendo del programa y el canal, los personajes aparecían con un color u otro posicionando así a todos los telespectadores. A partir de ese momento, las alas de la libertad eran parte del nuevo hacer social, del nuevo rumbo ciudadano y de la nueva política. Los jóvenes, viéndose representados por esa libertad, aunque sin parar a pensar en ello, imitaron la moda de colocarse aquellas alas que les permitirían volar. Con el paso del tiempo cada alado iría mejorando poco a poco el color de sus alas y la decoración de las mismas, hasta llegar casi a una competición por ver quién llevaba las alas más llamativas. No obstante, todo eran minucias y su ambición mal enfocada decidió ir a más innovando en la moda creada para ellos mismos. De esta manera, los jóvenes comenzaron a no hablar, pues llegaron a la conclusión de que únicamente con mensajes de móvil les sobraba para comunicarse. Sin que nadie se diera cuenta, una gran mayoría de los jóvenes había enmudecido. La Generación Alada se había quedado sin voz.
La nueva generación de jóvenes vivía en una pequeña ciudad de la que no había salido nunca y estaban orgullosos de ello. Cada día, al despertar, se aislaban con la música en sus oídos, se colocaban los zapatos de punta, las alas a juego con la camiseta y, tras pintarse los ojos del mismo color, dejaban caer sobre el ojo derecho el flequillo que prácticamente les impedía ver. Creyendo ser originales, algunos grupos de amigos acordaban ir cada día de un color. Sin embargo, su ego hacía que no pudiesen ver que todos los jóvenes caminaban con unas alas en la espalda. En una ciudad que había asumido la nulidad de sus mentes, en la que ni los mismos involucrados tenían ningún interés por ella, no hablar o no ver no suponía ningún problema para nadie.
La nueva generación no sabía lo que era el amor porque todos ellos eran incapaces de querer a alguien durante algo más de dos días. No conocían la amistad, sólo se juntaban en grupos para reírse de todo aquel que fuera distinto a ellos. Por descontado, no sabían qué significaba realmente la felicidad. Creían ser felices mientras estaban sometidos a una rutina que les impedía soñar. Creían que eso era la vida y, de hecho, estaban convencidos de ello. Sus ídolos estaban en la televisión, en programas de máxima audiencia consistentes en un grupo de personas que se gritaban sin sentido, mientras sacaban a la luz datos que a nadie, en su sano juicio, le interesarían saber.
En esos momentos, miles de jóvenes enmudecidos, ciegos y arrastrados por la corriente de la moda alada llenaban las calles de colores vivos y mentes muertas. Ninguno se interesaba por estudiar, ni por trabajar y mucho menos por encontrarle el sentido a nada de lo que hacían. Puede que ese sinsentido les hubiese conducido hasta allí, pues su bandera generacional era el absurdo de sus vidas, de sus ideas anuladas y de su alienación desmesurada. Sus metas habían sido aniquiladas antes de nacer, por lo que lo único que perseguían era vivir de sus padres hasta que pudieran vivir de sus hijos. Su fin: hacerse notar allá donde estuvieran.
...............................................................
Fragmento del libro: Generación Alada
Autor: Ana Pomares
Ilustrador: Noelia Rodríguez Torrado
Colección: Narrativa +13
Editorial:  ECU
ISBN: 9788415941620
Actividades:
  1. ¿En qué consiste la moda “alada”? ¿Cómo ha sido creada?
  2. ¿Cómo se comunican los personajes que siguen esta moda? ¿Crees que supondrá un problema para ellos comunicarse así?
  3. Escucha la canción escondida en el QR. ¿Qué aporta la música a este capítulo?
  4. Escribe una historia parecida en la que un grupo de jóvenes inventa una nueva moda y todo el mundo decide sumarse a dicha moda. Envíala acompañada de un dibujo al Grupo Leo. Escribid vuestro nombre, apellidos, curso, colegio y nº de teléfono o e-mail de contacto:
Grupo Leo
Apartado 3008
03080 Alicante

o por e-mail a: grupoleoalicante@gmail.com
...................................................................
grupoleo@terra.com